Master of sex: de la ciencia y lo privado

masters-of-sex-piloto

– [ Decano] Prometí presentar esto ante la Junta, pero eso fue antes de leerlo. ¿Sabes lo que se dice aquí?.

– [Masters] Lo escribí yo. Concretamente para presentarlo como un estudio fisiológico.

– [ Decano] Es obsceno. Los miembros de la Junta lo verán así, como pornografía o prostitución o una depravación similar.

– [Masters] Ni se lo has enseñado.

–  [ Decano] Porque vivo en el mundo real.

– [Masters] Donde hay bibliotecas sobre cómo nacen los niños pero ni un solo estudio sobre cómo se hacen. ¡Somos médicos por el amor de dios!. Yo sólo quiero responder a qué ocurre en el cuerpo durante el sexo.

– [ Decano] ¡Usando sujetos vivos retozando en la cama…!

– [Masters] Retozando en la cama…

– [ Decano] ¡Auto-estimulándose…!

– [Masters] ¡Controlados para recoger datos fisiológicos!

– [ Decano] ¡Por el amor de dios!…¿por qué haces esto?. Tu ejercicio profesional es la envidia de cualquier médico de este hospital.

– [Masters] Mi ejercicio profesional es la puerta giratoria para tullidos, mujeres decepcionadas, confundidas e incluso torturadas por el sexo, que piden ayuda. ¿Sabes qué consejo puedo ofrecerles?. Divorciese, acostúmbrese o engañele…

– [ Decano] Pues deja que los psiquiatras las ayuden. ¡Eso no es medicina!.

– [Masters] Sí, si que lo es. Y lo tengo tal a la vista que soy el único que se da cuenta. Y busco la verdad. Quiero hacerme un nombre en un territorio virgen, yo quiero el premio Nobel.

– [ Decano] Pues ya tiene la solución. Este estudio jamás será considerado ciencia seria…

Masters (ginecólogo) and Johnson (trabajadora social) publicaron en 1966 un libro titulado “La respuesta sexual humana”. En él compartían los resultados y conclusiones tras haber observado y estudiado, inicialmente, a prostitutas y, posteriormente, a más de 270 parejas mientras mantenían relaciones sexuales. Posteriormente abrieron una clínica en la que ofrecían información sobre el sexo y técnicas para facilitar una mayor comunicación verbal, emocional y física entre la pareja.

El diálogo inicial corresponde a un fragmento del primer capítulo de la serie “Master of sex”, basada en la historia de estos protagonistas.  Sin pretender entrar en el análisis del contexto en que se desarrolla la historia (1950-1960, en EEUU), los tabúes de la época, el papel de la mujer, la homosexualidad y el punto de inflexión que supusieron sus teorías, he elegido este texto por la vinculación que tiene con alguno de los guiones que se abordan en la consulta: “Con mi pareja ya no es lo mismo”, “Necesito algo para funcionar mejor..”, “No soy lo que era…”.

Y que me generan dudas de:  cuál es la información necesaria para resolver ese guión, de la tendencia a veces de buscar a un síntoma protagonista y la respuesta directa hacia la intervención y el fármaco, sobre  cuánto hay que profundizar en los detalles y si las cuatro paredes de la consulta es el lugar más idóneo para ello.

Masters tiene claro que él necesita ayudar a las pacientes, el Decano que es asunto de los psiquiatras.

Mis dudas se debaten entre argumentos en los que la sexualidad es algo más que una esfera en la que la ciencia, la antropología, la sociología y demás disciplinas… puedan encontrar ingredientes que sirvan para dar fondo y forma a hipótesis. Es una entretejida maraña donde la complejidad  da sentido a la narración de lo vivido y donde quizá sea importante preservar lo privado que es el vínculo que une.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s